Calendario Escolar 2017/2018

Siglo XIX

(Nueva Admon. y Fin del Imperio)

Durante este siglo se consuma la organización administrativa de los servicios periféricos del Estado.

Las provincias, unidades en las que se divide el Estado, surgen siguiendo el modelo departamental francés. Según el plan del Secretario de Estado del Ministerio de Fomento, Javier de Burgos, Extremadura quedó dividida, en 1833, en dos provincias cuyos nombres coincidían con el de sus capitales: Cáceres y Badajoz. Cada provincia, a su vez, se dividió en partidos judiciales. Por otra parte, desde 1813 venía gestándose la creación de nuevos organismos territoriales: las diputaciones provinciales y las jefaturas políticas delegadas por el gobierno en las provincias. Estos jefes fueron primero los subdelegados del Ministerio de Fomento pero, desde 1849, siendo ministro el extremeño Juan Bravo Murillo, éstos pasarían a ser los gobernadores civiles.

El siglo XIX fue el período de la liquidación de todo nuestro Imperio Colonial. Tanto es así que España, en 1899, distaba mucho de ser una potencia mundial. Sólo nos quedaba el protectorado de Marruecos, una zona estratégica para los estados europeos en la lucha por el mantenimiento de sus influencias en África y el Medio Oriente. Esta situación acarreó que España se embarcara en una larga guerra, la de Marruecos, que será una de las principales causas de inestabilidad social y política de la Nación durante las primeras décadas del siglo XX.