Calendario Escolar 2018/2019

Edad Moderna II

(Medios económicos y primacía ganadera)

Extremadura, carente casi de un artesanado cuyas producciones apenas superaban el ámbito comarcal, como es el caso de los pañeros de Torrejoncillo, basaba su riqueza en la tierra. El molido de cereales panificables, la producción de aceites, de derivados lácteos, las alfarerías y tejares, las forjas... abastecían a cada municipio, sólo las cíclicas ferias –de entre las que destacaba la de Plasencia–, servían de cauces ocasionales para el intercambio de productos más lejanos.

Sin embargo, el gran problema económico de la Extremadura del siglo XVII –y de toda Castilla–, derivaba no sólo de la inexistencia de vías de comunicación adecuadas y seguras que propiciaran los intercambios comerciales. El factor que agigantó este problema era la pésima distribución de la tierra que era potencialmente cultivable. De un lado estaba la Mesta, organización ganadera que impedía la roturación de nuevas tierras, y los grandes propietarios cuyo beneficio venía dado por el arrendamiento de sus pastos a los ganaderos trashumantes. Esos mismos propietarios eran muchas veces responsables de la administración de los ayuntamientos. Abusando de ese poder se convertían en beneficiarios directos o indirectos de la venta de los baldíos municipales y del aprovechamiento de las dehesas boyales. En el frente contrario se encontraba la masa de modestos labradores, propietarios de pequeños lotes de tierra que apenas podían asegurarles remanentes de producción que les salvara de la mera subsistencia. A la sombra de estos últimos, una legión de yunteros y braceros esperaban para sobrevivir tierras para roturar, mieses que segar y viñas que vendimiar.

Se estableció una enconada rivalidad entre labradores y ganaderos trashumantes, quedando al margen de la misma los verdaderos causantes del mal: los terratenientes detentadores del poder local. Las disputas de estos colectivos se libraban a través de pesados y dilatados pleitos en la reales Chancillerías de Valladolid y Granada.